El Diablo y la Monja!… 馃挱

FB_IMG_1666383652919

 

 

A una religiosa anciana en su lecho de muerte se le apareci贸 el diablo, con la firme intenci贸n de hacerla desesperar de su salvaci贸n tray茅ndole a la memoria todos los pecados de su vida pasada.

Tras una peque帽a explosi贸n de humo y azufre se present贸 茅ste espantoso ante la religiosa, y, soltando una gran y desagradable carcajada, le dijo:
– 隆Dentro de poco ser谩s m铆a para siempre y estar谩s conmigo toda la eternidad! Toda tu vida est谩 llena de pecados, 驴lo recuerdas?

Aquella religiosa, mir贸 al diablo y le esboz贸 una sonrisa. El diablo se sinti贸 inc贸modo e intuy贸 que aquella monjita no deb铆a estar muy cuerda.
– No, no recuerdo tener ning煤n pecado en toda mi vida, la verdad.
El diablo estall贸 a carcajadas.

– 驴Acaso est谩s perdiendo la memoria, vieja?
La religiosa le mir贸 con una sonrisa a煤n mayor.
– Qu茅 va. Te aseguro que no tengo ning煤n pecado.
El demonio arremeti贸 con furor.
– 驴Ah s铆? Yo conozco tu vida. S茅 las veces que has pecado de ira, soberbia, pereza, envida, lujuria… A m铆 no me puedes enga帽ar, pues yo llevo la cuenta de todos tus pecados. Ma帽ana a esta hora tu alma ser谩 m铆a.
Y solt贸 una estruendosa carcajada que hizo retumbar las avernosas cavernas del infierno.
Para su sorpresa, la monja empez贸 tambi茅n a carcajearse con 茅l.

– Querido, puedo asegurarte que no hay ni un solo pecado en toda mi vida.
El diablo se qued贸 pasmado. 脡l sab铆a perfectamente cuando alguien ment铆a, y al o铆r a la monja inmediatamente supo que no estaba mintiendo. Estaba absolutamente desconcertado.

Estaba seguro de haber hecho pecar en muchas ocasiones a aquella monja. Pero cuando mir贸 dentro de su alma, vio aterrorizado que efectivamente no hab铆a ni un solo pecado en toda su vida. Dando un paso atr谩s, dijo:
– 隆Es imposible! 驴C贸mo puede ser que no tengas ni un solo pecado?

La monja, riendo a carcajada suelta, le respondi贸:
– 隆Porque Jes煤s se los llev贸 todos ayer cuando me confes茅!

NUESTRO SE脩OR JESUCRISTO DIJO: “A quienes ustedes perdonen los pecados, les ser谩n perdonados; y a quienes no se los perdonen, no les ser谩n perdonados.” Juan 20, 23

隆Confi茅sate!

Pintura:
Santa Rosa de Lima, atacada por el demonio.
Crist贸bal de Villalpando
Fecha: 1680-1710

Los comentarios est谩n cerrados